La gestión de las derrotas en el e-commerce

Por

min de lectura

Comparte

ab46685f-8ef3-44b6-b54b-eac8efff4376

Hoy quiero hablar de quizás algo más personal que profesional, quiero hablar de la gestión de las derrotas tanto personales como profesionales.

– “No es lo mismo ganar que perder, pero ningún éxito inmuniza” Odio perder hasta el monopoly cuando juego con mis hijos Marcelo y Blanca, pero en la vida profesional las derrotas son lo más común y hay que saber afrontarlas. Hubo una época en la que no sabía lidiar con una derrota, con perder ventas, con no lograr algún objetivo, con no lograr lo que pretendía por parte del equipo… Dirigiendo equipos y proyectos, he sabido aprender de las derrotas, gestionarlas mejor, por supuesto que me duelen y me importan, pero quiero esforzarme en transmitir a mi equipo que la vida profesional en un proyecto empresarial, y más en un e-commerce con la velocidad que tiene, hay muchos partidos, muchos sets, muchos puntos decisivos y que lo importante es estar en esos momentos preparados con todo el arsenal para poder competir al máximo e intentar ganar, por supuesto, siempre focalizándonos en aquello que podemos controlar.

Espíritu Zen, creo que la calma y poner mi mente en pausa cuando he de tomar decisiones es lo que más me ha funcionado, no pretendo dar lecciones a nadie, pero en mi caso siempre he tratado de poner mi mente en calma antes de la toma de decisiones estratégicas o tácticas tanto de manera inmediata como de futuro.

La derrota siempre tiene una connotación negativa, quizás como injustamente se le ha asociado a la Ley de Murphy, pero ciertas derrotas son indicadores de fines de proyecto y también deben de ayudar a los responsables a visualizar el final de un determinado proyecto en caso de que lleguen esas señales, pues ahí está el giro hacia la victoria, he visto demasiado casos de responsables estirar proyectos o seguir avanzando a pesar de la clara señal de la derrota.

Acompañar la derrota, lo importante que es que el consejo, dirección general, entiendan que un proyecto digital como los que suelo dirigir tienen muchas derrotas, muchos ensayos, muchos movimientos de manera constante. Esto lo explica muy bien Ferran Soriano, CEO del City cuando explicó que sabía que fichando a Guardiola iniciaba un proceso que no iba a ganar nada quizás en unos años pero que sería ganador con el tiempo, con Guardiola es más fácil obviamente, pero la clave es que todos los miembros de la dirección acompañaron el proceso a pesar de que sabían que había un tiempo de transición hasta la victoria y que en ese tiempo habría derrotas que ayudarían a bajar humos, a mejorar y a volver a ganar. Pues en una dirección de cualquier área, especialmente la digital, esto es clave.

Comparte

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *